lunes, 18 de febrero de 2013

Mi familia y otros animales




En este libro se cuenta la peculiar historia de la familia Durrell en su estancia en la isla de Corfú, en Grecia. Deciden mudarse allí (bueno, más bien son obligados por el hermano mayor, Larry) cuando Gerry (autor y protagonista de la obra) tenía tan solo cinco años. Por aquel entonces, la familia Durrell estaba compuesta por seis miembros: Larry, Leslie, Margo, Gerry, la madre de todos ellos y Roger, el perro.
Y digo por aquel entonces porque, desde el mismo momento en el que Gerry pone un pie en la isla, toda aquella fascinación que sentía por todo tipo de animales se ve acrecentado, lo que se refleja en el número de miembros de la familia, que se ve aumentado: reptiles, insectos, aves... cualquier tipo de ser vivo es bueno para Gerry para que conviva con él. 
Y, lejos de que sus curiosidades (o excentricidades) agradasen a su familia, todo esto se acrecienta más cuando conoce a Teodoro, otro amante de la biología y de toda clase de vida.
Con un ingenioso sentido del humor, Gerrald Durrell nos expone una pequeña parte de su vida, sus idas y venidas por la isla griega de Corfú en compañía de su perro Roger. Nos detalla y nos habla de todo aquello que nadie parece percibir en los lindes de la hierba, en las paredes de cualquier roca o en la transparencia de cualquier agua. Todo ello con un apreciable amor a todo cuanto describe. Es la esencia de la vida contada por un biólogo que creció rodeado de lo que siempre le gustó.

Mª Ángeles Lozano (2º Bach A. 2013)

No hay comentarios:

Publicar un comentario