jueves, 14 de febrero de 2013

La memoria de los seres perdidos




Estela era una niña de tan solo cuatro años cuando ella y su familia, su madre Petra Puigbó, su padre Armando Lavalle y su hermana Alexandra, se mudaron desde Argentina (debido a las convulsiones políticas del momento) hasta Barcelona, pues su madre era española, para formar allí una nueva vida, típica de una familia católica y tradicional.
Ya con 19 años, era una chica comprometida a la que le gustaba ayudar, y por eso trabajaba en sus ratos libres en una ONG llamada AAD, Acción de Ayuda Directa. Estela comenzó a ver seguidamente a una mujer en todos los lugares a los que iba, hasta que, un día, al salir de un bar con su amiga Fina, la mujer que la había estado siguiendo fue a hablarle. Se llamaba Ana Cecilia Mariani y era de Buenos Aires. La mujer le habló de su hermana Graciela y Claudio, el novio de esta. Le contó que habían sido secuestrados y recluidos en un campo de exterminio, la Escuela de Mecánica de la Armada. Le dijo que esa mujer era su madre, y que murió tras dar a luz, y le mostró una foto de la mujer, que era igual a ella. Acabó su historia hablándole de las movilizaciones de la Plaza de Mayo de madres y abuelas reclamando a sus familiares, y contándole que su padre había sido miembro del ejército que los mató, y le dijo que ella tenía derecho a saber la verdad, pues es lo único que nos hace libres.
Estela no sabía qué creer, o más bien se resistía a creer aquello, y en esos momentos sólo se podía apoyar en su novio Miguel y en Modesto, el director de la ONG, quien le dio información sobre los más de 30000 casos de desapariciones argentinas entre 1977 y 1979. Investigó mucho por su casa, hasta que encontró  un documento en el que decía que su madre era estéril, lo que daba credibilidad a la historia, pero no sólo ella era adoptada, sino también su hermana, aunque decidió no decirle nada, pues sólo tenía 16 años.
Ya con toda la información, decidió hablar con su madre para saber la verdad, y más tarde con su padre, y ambos le pidieron perdones infinitos; pero necesitaba escapar de todo aquello, por lo que se fue a vivir con su novio Miguel, prometiéndoles a su madre y su hermana, que volvería a verlas algún día.

Ester Fernández Moya (1º Bach E. 2013)

2 comentarios:

  1. ¿porque su estela le dice a su padre que 'alexandra merese otra oportunidad'?

    ResponderEliminar
  2. ¿donde entero el padre violojico de estela?
    _¿que reaccion tiene alexandra cuando su hermano le cuenta la verdad?

    ResponderEliminar