jueves, 17 de noviembre de 2011

Donde los árboles cantan



Viana es la hija del conde de Rocagrís y está enamorada de Robian. Sus padres han concertado un matrimonio entre ellos y se casarán muy pronto. En la fiesta del solsticio de otoño llega un juglar que cuenta historias sobre el Gran Bosque, un lugar de donde nadie ha salido nunca. Le cuenta una historia sobre la fuente de la eterna juventud. A continuación, un mensajero anuncia que los bárbaros se están preparando para atacar, pero no se lo creen e invaden Rocagrís.

Robian renuncia a Viana y la obligan a casarse con un bárbaro. Ésta, para que la deje en paz, finge un embarazo, pero el bárbaro se da cuenta y ella lo mata y se ve obligada a huir. Se esconde en el Gran Bosque con Lobo, un amigo de su padre, y le enseña a defenderse y a cazar.

Un día intenta atacar al jefe de los bárbaros y le da en el corazón, pero no muere y se ve obligada a huir más adentro del bosque. Allí conoce a los rebeldes. Entre ellos, un chico de color verde que no recuerda nada y no sabe hablar. Le llama Uri y la acompaña en su expedición para buscar la fuente de la eterna juventud. Pero no la encuentra y vuelve al campamento al lado de Uri.

Éste es como un niño pequeño: no sabe hablar y tiene que enseñarle de todo, pero aprende muy rápido. Pasa el tiempo y se entera de que a Robian le van a dar las tierras de Rocagrís y quiere atacar; pero Lobo no se lo permite. Viana descubre entonces que los bárbaros tienen la fuente de la eterna juventud y atacan por la otra parte del bosque. Como Viana no hace caso a lo que le dice Lobo, éste amenaza con echarla del campamento y ella se va de expedición al bosque con Uri y descubre de dónde salía la fórmula de la juventud. Va a contárselo a Lobo, pero éstos se han ido y decide irse con Uri. Deciden atacar la bodega donde guardan la savia de los árboles, pero los descubren y entonces se dan cuenta de que Uri es un árbol... A Viana se la llevan para matarla y a Uri para exprimirle el corazón, dando que incendian la bodega y él era el último. Lobo y los demás ayudan a rescatar a Uri, que finalmente se transforma en un árbol para siempre.

Me ha gustado bastante esta obra. El argumento del libro es muy bueno, es interesante y tiene lo que un buen libro debe tener. Aun así, es distinto a otros que me he leído de Laura, porque se trata desde el principio el tema del amor. Aun así, sigue siendo un libro buenísimo que recomiendo que lea todo el mundo.


Cristina Molina Ruiz (3º ESO B. 2011)

No hay comentarios:

Publicar un comentario