domingo, 3 de abril de 2011

La guerra de la pólvora


La Guerra de la Pólvora es el trepidante final de la trilogía “Temerario”, saga de novelas que combinan a la perfección historia y fantasía, pues se desarrolla en plena expansión de Napoleón por toda Europa tras la Revolución Francesa. El elemento fantástico de la trama se basa en unas fascinantes criaturas mitológicas, los dragones, seres que razonan, sienten y hablan, pero que siguen siendo tratados como bestias en gran parte del mundo, cosa que es mencionada a lo largo del libro en diversas ocasiones por nuestro dragón protagonista, Temerario. Éste comparte con su capitán, Laurence, muchas charlas “filosóficas”, por así decirlo, sobre su búsqueda de la igualdad entre dragones y personas en Europa, pues los dragones son seres inteligentes y capaces de razonar, por tanto deberían tener los mismos derechos que los hombres. La autora integra con gran acierto los movimientos reales de las tropas de Napoleón con las batallas y viajes inventados que vivirán sus personajes.

En esta novela cada dragón tiene un capitán y toda una dotación que viajaría a bordo del mismo, por ello constituyen las “fuerzas aéreas” que lucharán contra las tropas de Napoleón. En esta tercera parte a Temerario y su tripulación se les encomienda una misión: la de recoger en Turquía tres huevos de dragón que el gobierno inglés ha comprado y llevarlos, sanos y salvos, de vuelta a Inglaterra. Esta misión, que parecía no conllevar más dificultad que el largo viaje de China hasta Turquía, se convierte en una trepidante misión de riesgo cuando, al llegar a su destino, descubren que el Sultán ha desaparecido y que los turcos se niegan a entregarles los huevos. Así la tripulación de Temerario se verá envuelta en la primera aventura de la novela, pues deberán conseguir los huevos por su cuenta.

Ésta es sólo la primera de sus andanzas pues una guerra está teniendo lugar en Europa y Temerario es una de las armas más importantes para el combate.


Ascensión Mª de los Reyes-García Pastor (1º Bach C. 2011)

No hay comentarios:

Publicar un comentario